Gerencia de riesgos

El objetivo principal de la Gerencia de Riesgos es la optimización de todos y cada uno de los recursos disponibles, para minimizar las consecuencias negativas de los riesgos y maximizar las positivas, así como sus respectivas probabilidades.

Como vemos, tanto empresa como individuo están expuestos a diferentes tipos de riesgos que, en última instancia, llegan a amenazar su propia supervivencia, por lo que no pueden quedar ajenos y deben tomar medidas no sólo para evitar sufrir daños, sino también para asegurarse de que nada pueda evitar que alcancen sus objetivos.

En que consiste la gerencia de riesgos:

  • Identificar los riesgos.
  • Analizar los riesgos.
  • Evaluar los riesgos.

¿De quién?

  • Esfera individual o familiar
  • Riesgos industriales de la pequeña y mediana empresa.
  • Grandes riesgos industriales.
  • Grandes corporaciones públicas y privadas.
  • Actividades de servicios.

Determinando las medidas para su minoración:

  • Eliminación.
  • Reducción.
  • Control de calidad.

Optimizando las medidas en términos económicos (financiación):

  • Retención/Autoseguro.
  • Transferencia/Aseguramiento.
  • Seguros de caución.
  • Otras formas de transferencia alternativa (ART).

Con la finalidad de preservar y/o mantener los activos:

  • Materiales.
  • Inmateriales.
  • Personales.
  • Del medio Ambiente.

En la posición óptima para el desempeño de sus objetivos.

Etapas de la Gerencia de Riesgos

La Gerencia de Riesgos se puede dividir en las siguientes fases:

  • Definición de la política de Gerencia de Riesgos.

    Necesidad de compromiso e involucración por parte de la alta dirección.

  • Identificación y análisis de riesgos.

    Creación de un “inventario de riesgos” que amenazan a la empresa clasificados según:

    • Su naturaleza (personales, patrimoniales, de responsabilidad, etc.).
    • El sujeto activo.
    • La actividad empresarial.
    • Los posibles daños.

    Midiendo sus posibles consecuencias.

  • Evaluación de los riesgos.

    Valoración de los riesgos en función de su probabilidad de ocurrencia (frecuencia) y el impacto que ocasionarían (intensidad).

  • Minoración y control de riesgos.

    Conjunto de medidas orientadas a eliminar o al menos reducir el impacto de los riesgos, empleando medidas de:

    • Prevención.
    • Protección.
    • Control de calidad.
    • Planes de contingencia.
    • Medidas de salvamento.

    Con este fin, las diferentes alternativas existentes son las siguientes:

    • Retención.
    • Autoseguro.
    • Transferencia (a las Cias. Aseguradoras a través de contratos de seguro).
    • Creación de cautivas.
    • Transferencia Alternativa de Riesgos.
  • Administración.

    Conjunto de recursos y medidas dirigidas a que la empresa esté siempre en condiciones de afrontar cualquier riesgo que se le presente.

  • Agentes implicados en la Gerencia de Riesgos.

    Todas y cada una de las personas que conforman la empresa consultoría y correduría de seguros.

  • CONCLUSION

    Esto supone para la empresa una serie de mejoras que consisten en:

    • Una puesta al día en temas relacionados con la cobertura, capitales, franquicias y una reducción en los costes.
    • Medidas de prevención actualizadas, reducción en la frecuencia en siniestralidad.
    • En la administración por parte de la empresa, un ahorro de tiempo en el seguimiento y evolución continua de los riesgos, tramitación y defensa de los siniestros.